Vacaciones en el DF 1

Hace ya dos semanas fui al Distrito Federal con mi esposo. Tengo siglos sin ir a la playa, y no por falta de ganas sino para aprovechar cada fin de semana largo y las vacaciones para ver a mi familia que tanto extraño (buah). He aquí una primera selección de fotografías:

Con mis primas \”las Enanas\” Paola y Mariana, mis hermosas hermanitas.
Mi prima Mariana, la más \”pequeña\” de todas. El angelito en sus brazos es mi sobrino Mariano, quien tiene ya casi los 3 años de edad.

Aquí con mi \”Ana Madrina\” Ana María, mi segunda madre y la mejor amiga de mi mami. Cuando Paola y Mariana nacieron, yo vivía en el edificio de enfrente, así que la mitad de mi infancia la pasé gritando en la calle un \”ábremeee, Madrinaaa\”, y la otra mitad peleando con ellas por quién jugaría primero al Mario Bros.

Sofía, mi \”nueva sobrina\” y segunda hija de Paola. La \”conocí\” hace ya casi dos años cuando hice mis maletas para dejar el DF y mudarme al Bajío de México… y eso de \”conocer\” entre comillas porque ella aún estaba en la panza de mi prima.

Sofía y su hermana mayor: Valeria, primer lugar de su salón este año escolar que recién terminó.

Si nos pusiéramos a contar las historias que hemos vivido juntas, uf, no terminaríamos.

Paola y sus dos niñas. Ahora que por fin me anime (zzz) espero que Hectorito sea la mitad de simpático que Sofía, y que Jessiquita sea tan inteligente como su prima Valeria.
***
No había actualizado este intento de blockkk porque estoy por finalizar el cuarto cuatrimestre de mi Ingeniería en Gestión de TI: toda esta semana me aventé la maratónica tarea de… hacer tareas atrasadisimas, ja. (Insisto en que mi Ley de Murphy favorita es: \”si no fuera por el último minuto, nadie haría nada\”, jajaja). Como siempre juro y perjuro, he estado ocupadísimaaa editando los blogs de mis \”ahijados literarios\”, robándome recetas de cocina de internet y escribiendo dos proyectos nuevos de los que tal vez un año de éstos se enterarán. 
Esta semana que ya comenzó me toca hacer exámenes finales, arggg, así que antes de que mi promedio descienda hasta el subsuelo por culpa de las inchis tareas, les presumo las calificaciones que obtuve en los exámenes del segundo parcial de mis materias:
Programación básica: 90. Ochenta millones de años después recuerdo que NOOO ME GUSTAAA el lenguaje C y que nunca jamás en la vida he salido a la calle para toparme de pronto con un if else o un arreglo bidimensional, arg. ¿Por qué no mejor vimos html o de perdida java/javascript? Nomás de pensar que toque ver pronto Bases de Datos, me dan ganas de darme un tiro a ver dónde.
Economía: 100. Aunque me encante burlarme de frases célebres tipo \”la gripita financiera\”, debo decir que quien diseñó esta materia no pensó en quienes somos jefes (cof, cof): tareas kilométricas diseñadas para dividirse en equipo. Así que luego de años haciendo investigaciones para cuatro personas, resulta que me bajan puntos en el rubro de \”trabajo colaborativo\”, ash.


Cálculo Integral: 100. Ésta sí me cayó de sorpresa porque en la tarea de Integrales con Identidades Trigonométricas saqué un horroroso 30 (igualmente: nunca me ha pasado que vaya caminando feliz por la calle cuando, zas, se me aparece de pronto un arco tangente o un logaritmo).
***
La última noticia sobre mi envidiable vida: exactamente en una semana será mi primer día como profesora multigrado de un colegio privado sistema Montessori… Ésa sí no se la esperaban, ¿verdad? =D Qué risa recordar que hace muuuchos muchísimos años, un \”antifan\” de Facebook me escribió bien furioso que \”tengo perfil de maestra de primaria\”, jajaja, así como si eso fuera a ofenderme, hello. No sé si estoy más nerviosa que emocionada, ni idea, lo que sí es un hecho es que así me ahorraré el curso intensivo de maternidad porque de niños sólo sé cómo se hacen.
Y pues a\’i se leen.

¡Felices vacaciones!

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

A %d blogueros les gusta esto: