Fue entonces que Tamara de Anda, también conocida como Plaqueta, fue tachada de: “Feminazi”, “fea”, “treintona en crisis”, “exagerada”, y un sinfín de sinónimos igualmente ofensivos.

Tamara de Anda, tachada de ‘feminazi’ por denunciar a un acosador – MamiTatuada

Tamara de Anda, tachada de ‘feminazi’ por denunciar a un acosador

Texto:MamiTatuada

Lo repito y lo repetiré siempre: No me considero feminista, porque no estoy de acuerdo en muchas cosas que promueven. Sin embargo (o más sin embargo, como dicen los políticos) cuando se trata del respeto y empoderamiento de las mujeres, siempre saldré a la defensa.

Hoy mientras realizaba mis actividades laborales, llegó una nota que me llamó mucho la atención.

Una periodista llamada Tamara de Anda acudió a Justicia Cívica a presentar una denuncia.

Había sufrido lo que toooooodas sufrimos a diario: Acoso callejero por parte de un taxista.

La denuncia se presentó sin complicaciones y a el taxista lo multaron… So… ¡Justicia! ¡Yei!…

Pero las cosas no son tan bonitas. Porque resulta que nuestros amadísimos y sabiondos amigos de internet salieron a hacer lo único que saben: Ofender.

Fue entonces que Tamara de Anda, también conocida como Plaqueta, fue tachada de:

Fue entonces que Tamara de Anda, también conocida como Plaqueta, fue tachada de: “Feminazi”, “fea”, “treintona en crisis”, “exagerada”, y un sinfín de sinónimos igualmente ofensivos.
Fue entonces que Tamara de Anda, también conocida como Plaqueta, fue tachada de:
“Feminazi”, “fea”, “treintona en crisis”, “exagerada”, y un sinfín de sinónimos igualmente ofensivos.

“Feminazi”, “fea”, “treintona en crisis”, “exagerada”, y un sinfín de sinónimos igualmente ofensivos.

Claro que esta situación me preocupa. Me preocupa que un “piropo” lanzado por un desconocido en la calle sea considerado poca cosa. Que nos llamen exageradas por defendernos del acoso y exigir respeto. Que Tamara de Anda reciba más agresiones por parte de otros por no considerar importante su denuncia…

Es ahí cuando pregunto:

¿Cuándo vamos a hacer caso a este acoso? ¿Cuando las agredidas sean encontradas muertas dentro de maletas? ¿O cuando sean violadas? ¿Cuando sean asesinadas por alguien que se creía con el derecho de quitarles la vida?

No, señores, no estoy siendo exagerada. No me estoy comportando como una paranoica, ni quiero cinco minutos de fama ni mucho menos estoy necesitada de atención. Estoy retratando una realidad que vivimos ¡DIARIO! Todos los días mueren mujeres a manos de sus parejas, de violadores, de agresores a quienes “se les hace fácil”…

Pero el problema de esto es considerar “poca cosa” el acoso callejero. Es pensar que un desconocido que me grita “guapa”, “sabrosa”, que saca la lengua humedeciéndose los labios… Que me manda besos, que me recorre inquisitivamente con su mirada, es una exageración de nuestra parte.

Me revienta que se quiera justificar el acoso callejero y se hagan comentarios como:

“Pues antes di que te hacen el favor de decirte que estás guapa”, “deberías sentirte halagada”… ¡ESKIUSMI!!!

No me siento halagada, me siento ACOSADA. Me incomoda sentir miradas sucias, me incomoda ser vista como un objeto. No me gusta ser seguida para que alguien me diga que estoy sabrosa.

Si creen que exagero, que Tamara de Anda exagera, que las mujeres exageran, entonces, querido lector… USTED también es parte del problema.

Sólo quisiera pedirles que dejemos de normalizar la violencia, las víctimas no necesitan saber si usted considera grave o no su caso. Ellas sólo quieren justicia, tenga tantita madre y respete.

Si usted tiene madre, hermanas, abuela o hijas, piense que también a ellas les puede llegar a pasar.

2 comentarios en “Tamara de Anda, tachada de ‘feminazi’ por denunciar a un acosador – MamiTatuada

  1. Valla una feminazi mas a la causa, hay que saber diferenciar entre acoso y piropo asi como diferenciar entre una pareja psicópata que puede llegar a asesinarte, la ofenza del taxista es tan grande como la moral de ladyplaqueta

    1. ¿Por qué feminazi? que yo sepa no he cometido genocidio, hazte un favor y analiza muy bien tus palabras antes de “justificar” el acoso, no es la palabra en si, es la intención. Supongo que, aunándome a tu lógica, yo podría llamarte “estúpido” y justifcarme diciendo que no te estoy ofendiendo sino describiéndote, sin con esto aún no te queda claro mi punto, entonces nada lo hará

Deja un comentario